Información

Cómo hacer que tu cachorro vaya a la puerta para salir


Allanar la casa a su cachorro requiere tiempo, paciencia y mucho comportamiento constante en su nombre. Recuerde, un cachorro solo puede sostener su vejiga durante aproximadamente una hora por cada mes de edad, por lo que debe vigilar el reloj y la puerta cuando sea esencial aprender a ir al baño.

Hacer una rutina

Para que su perro se acostumbre con éxito a ir a la puerta y avisarle cuando tiene que ir al baño, desarrolle una rutina constante y cúmplala. Si no puede estar disponible de forma regular cuando su cachorro está siendo entrenado por primera vez, contrate la ayuda de otros miembros de la familia, compañeros de casa o un amigo, vecino o paseador de mascotas para que le ayude a arraigar los buenos comportamientos. Para obtener los mejores resultados, debe llevar a su cachorro a la puerta con una correa cada hora, o dentro de los 10 minutos después de comer, beber, masticar o jugar enérgicamente.

¡Emocionarse!

Ir a la puerta y salir al baño debe ser una actividad emocionante y gratificante para tu cachorro. Piensa en una palabra que siempre pronuncies con entusiasmo, como "¡Baño!" "¡Orinal!" ¡o afuera!" Esto alertará a su perro de que cuando usted o él van a la puerta, es una señal para ir al baño que es apoyado verbalmente y animado por usted. Considere colgar un timbre de su puerta que pueda tocar cuando use su palabra especial. Esto entrenará a su perro no solo a ir a la puerta, sino a tocar el timbre cuando quiera salir.

Ponerse a trabajar

Desea que su perro se acostumbre a la idea de que cuando indica que quiere ir al baño, va a la puerta, sale y hace lo suyo, luego vuelve a entrar. Trate de mantener esta consistencia inicialmente. Si su perro piensa que salir al exterior es una combinación de tiempo de juego y de ir al baño, puede resultarle difícil concentrarse en ir al baño y nada más. De hecho, algunos cachorros inteligentes pueden fingir que van a la puerta para ir al baño, cuando en realidad solo quieren salir a jugar. Considere usar puertas diferentes, si es posible, para ir al baño, jugar y caminar, o use diferentes palabras para el tiempo de juego.

Recompensa con frecuencia

Refuerce positivamente a su cachorro que va a la puerta para indicar un descanso para ir al baño dándole un premio, tanto cuando vaya a la puerta y le avise, como cuando haga sus cosas afuera como se le indique. Su cachorro comprenderá que cuando vaya a la puerta, hay un sabroso manjar esperando en el otro extremo. También elogie verbalmente y físicamente, acariciando o acurrucando a su perro, para reforzar los buenos comportamientos.

Referencias


Ver el vídeo: AL ABRIR LA PUERTA MI PERRO SE ESCAPA. Que hago para que mi perro obedezca y no salga corriendo (Septiembre 2021).